la nada

le pertenezco

a la nada

solo en ella

escucho mi voz

solo allí

son libres mis palabras

Anuncios

tesoro

hallé tu nombre

al final del arcoíris

prisioneros

creemos ser libres

pero

somos prisioneros

de nuestras decisiones

de los miedos

de las inseguridades

me he llamado libre

más aún hoy

sigo sin conocer

la libertad

complemento

ella me amaba

me reconocía

ella miraba mis grietas

y recorría sus formas

no necesitaba mi perfección

me necesitaba a mí

cautiverio

desde el nido

te enseñaron

a encoger tus alas

pero

eres del cielo

del viento

eres tuya

extiende tu alma

deseo volar a tu lado

WordPress.com.

Subir ↑